EL DESPERTAR SAI
EL DESPERTAR SAI: ABC DE LA ESPIRITUALIDAD PARTE 1 - LEONARDO GUTTER ABC DE LA ESPIRITUALIDAD PARTE 1 - LEONARDO GUTTER - EL DESPERTAR SAI

DIOS ES AMOR

SEGUIDORES SAI EN GOOGLE

SI GUSTAS DEJAR UN COMENTARIO

Dynamic Glitter Text Generator at TextSpace.net
EN VISTAS DINÁMICAS ABRE MÁS RÁPIDO LA PÁGINA

Un momento por favor, cargando... Om Sri Sai Ram Om Sri Sai Ram Om Sri Sai Ram

SAI NARAYAN HARI
Ir a descargar


HARE KRISHNA HARE KRISHNA KRISHNA KRISHNA HARE HARE
HARE RAMA HARE RAMA RAMA RAMA HARE HARE

martes, 15 de julio de 2014

ABC DE LA ESPIRITUALIDAD PARTE 1 - LEONARDO GUTTER


LEONARDO GUTTER

 

ABC de la espiritualidad -1

 

Temas de esta charla:

 

-El Om

-Aspecto de Dios de cada día de la semana

-Karma

-Realidad

-La Paz Perfecta

-El karma que ata y el karma que libera

-Pecado

-Evolución: piedra, vegetal, animal, humano.

-Aceleración karmica

-Tres clases de karmas: pasado, presente y futuro.

-Cuatro clases de seres humanos

-Dedicarle todo a Dios

-Plegaria de la mañana y de la noche

-La gracia de Dios

-Fuerza de voluntad

-Como se genera amor

-Libre albedrío

-El porque de un OM y tres Shanti al final

 

 

 

EL Om es la vibración de Dios, cuando Dios decide manifestarse, Su voluntad, Su energía genera una vibración. El sonido de esa vibración es el Om, por eso es considerado el sonido primordial, se llama el Pranava, el primer sonido, de este sonido derivan todos los otros sonidos, y por eso también quedó como la palabra sagrada de todas las religiones, en el Islam Amin, Amén en el cristianismo.

Se entona tres veces el Om, porque está dicho con la conciencia mundana, entonces nuestra percepción es todavía triple, saludamos al aspecto de Dios Creador, Preservador y Destructor; al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo;  a  Brahma, Vishnú y Shiva; es nuestra forma respetuosa de comenzar toda reunión espiritual, con este saludo a Dios. El Om tiene que comunicar, tiene dos formas de repetirse el Om, hay que pensar en dos cosas: por un lado el  Om,  el sonido nace en el fondo de la garganta y va creciendo como si llegara a un pico en el paladar, y después baja cuando viene a los labios, y la parte más importante del Om es el silencio que continua después de repetirlo.

El Om tiene que comenzar entonces en el fondo de la garganta, crecer hasta el pico del paladar, pasar a los labios y ahí tenemos que escuchar el momento de silencio que sigue. Pero ésta es la parte auditiva, verbal, en el sentimiento el Om tiene que nacer del corazón, tiene que salir del corazón al mundo, esa es la sensación que hay que tener, cuando uno busca a Dios dice: "Señor,  Señor, dónde estás?" al mundo y en el mundo te buscamos y en mi corazón te encuentro. Entonces tengan esta sensación que el Om nace del corazón y en sanscrito el Om se escribe AUM, que tiene que ver con los tres estados de existencia: despierto, vigilia y sueño profundo, también Satvas, Rajas y Tamas, los tres gunas, las tres cualidades, y también Brahma, Vishnu y Shiva.

 

Cada día de la semana está presidido por un aspecto de Dios. El día martes está presidido por el aspecto llamado Ganesha, es el aspecto que destruye todas las dificultades. El color de Ganesha es el rojo, cada día corresponde a una Deidad y su color, una vez que lo sepan pueden conectarse a la mañana y si es posible, al mediodía y a la noche, con este aspecto de  Dios, esta Deidad, que la invoquen y la saluden y  cuando la invoquen piensen en la vibración del color de esa Deidad y otro consejo es que ese día lleven algo del color de esa Deidad. De esta manera, uno está invocando, propiciando esa Deidad, es el Deidad está más atenta a las invocaciones y  a todos los actos propiciatorios que hacemos y atraemos entonces su Gracia.

Karma y Reencarnación son las dos leyes fundamentales de la creación, son también las dos leyes fundamentales para comprender si uno quiere saber algo más del camino espiritual, si  uno quiere comprender la estructura de este universo y las leyes de este universo y si uno quiere en última instancia  saber quién soy y cómo debo vivir para realizar mi destino.

 

Sai Baba cuando anunció lo que iba a sucederle a la humanidad, al planeta tierra, habló de un enorme salto cualitativo en la conciencia de la humanidad, del que nosotros vamos a ser testigos, y una consecuencia o una causa de este salto de conciencia, en realidad va a ser que la humanidad toda va a saber, conocer y creer en la realidad de estas leyes, el Karma y la reencarnación. Y si uno realmente cree en la ley del Karma y la reencarnación no tiene otra alternativa que vivir de otra manera, a menos que sea un necio total. Si uno realmente cree que toda acción tiene una consecuencia, se cuidaría de sus acciones. Nosotros "creemos" porque intelectualmente los que estamos hoy en este salón creemos en esta ley del karma, porque ya estamos  en el camino espiritual, pero creer no implica realmente CREER con mayúsculas, porque CREER con mayúsculas implica aplicar esa creencia a nuestra vida, y si pudiéramos aplicarla impecablemente a nuestra vida seríamos casi santos, no haría falta estar acá.

 

¿Que es el Karma? La gente cree que karma es la ley de causa y efecto, cree que es el destino, la fatalidad. El karma no es nada de esto.

Karma significa concretamente, literalmente Acción, más concretamente significa Trabajo. Toda acción es un trabajo.

¿Qué es el karma? Vamos a ver que es primero Realidad. La realidad, no lo que nosotros estamos viendo, es un lago de una calma perfecta donde no hay una sola onda en ese lago, no hay una sola olita, la calma del lago es absolutamente perfecta. Esa es la realidad. Oh, casualidad, uno de los nombres más importantes de Dios es Narayana. Narayana es "El que está en el lago". Imagínense la realidad  como si todo este Universo manifestado e inmanifestado fuera un lago perfecto de una calma impecable. Es el cuerpo infinito de Dios. Y de repente en ese cuerpo perfecto de una paz absoluta aparecemos  nosotros y pensamos, ni hablemos de actuamos, tan solo pensamos. El pensamiento genera una onda en este lago perfecto, esto es karma, el pensamiento, la respiración generó una onda en ese lago perfecto de calma. Esta onda tiene una consecuencia, hay una ley física: toda acción tiene una reacción, pero el verdadero sentido del Karma no es, si yo hago el bien, cosecho el bien, y si hago el mal cosecho el mal, antes que esto tengo que pensar que el Universo es sabio y perfecto, no trata Dios, hace. Dios ante toda alteración de la paz perfecta, recupera la paz. La ley de Dios es que Yo soy Paz, y todo lo que sea ajeno a mi, tiene que cambiar y volver a ser paz, esa es la ley. Toda perturbación de la paz en mi lago, tarde o temprano tiene que, de una manera u otra, calmarse y volver a la quietud. Entonces karma es esa ley donde se recupera la calma del lago. Es una ley Divina, cuando uno hace un edificio, el arquitecto, el ingeniero firma un esquema de construcción, tiene leyes de construcción. La primera ley de construcción de este universo es la paz del lago tiene que ser recuperada. Todo lo que Dios genera para recuperar la paz de este lago perfecto, eso es karma. Karma es el pensamiento que rompió la paz y lo que a continuación va a venir para traer la paz de nuevo. Esa ley del Karma es una ley Divina, por lo tanto es imposible que sea alterada y modificada, está más allá del "poder humano"alterarla. Es la Ley de Dios, por la cual, toda alteración de la paz tiene que ser resuelta, hay esta acción y reacción necesaria para recuperar la paz perfecta. Todo acto, pensamiento, palabra, acción, sentimiento, es un karma. Es una acción vibratoria que altera la paz perfecta.

 

Una vez había una Sra. en el Ashram, hace muchos años, que vivía en un estado de Paz perfecta, esta Sra. no pensaba, no tenía pensamientos en su mente, pueden comprender esta idea de no tener pensamientos en la mente? Ella por su estado evolutivo había llegado a lo que todos vamos a llegar, a un estado de paz perfecta, entonces simplemente actuaba espontáneamente ante lo que tenía que hacer, no tenía pensamientos que circulaban por el campo mental, y no estaba afectada, estaba todo el día en paz. Esa persona no asimilaba karma, todos nosotros generamos karma, pero, ¿que clases de karma hay?

Hay dos clases de karma: el bueno y el malo, se clasifica en Vishaya karma y preyo karma. El karma que ata y el karma que libera. Todo lo tienen que pensar, no desde la inmediatez de hoy, mañana o pasado, piensen siempre en el bien más alto de ustedes: la felicidad completa eternamente. Alguno por ejemplo, puede decir, yo tengo hambre, quiero una comida, pero yo más que una comida hoy que no tengo como conseguir la comida, quisiera un trabajo que me garantice comer todos los días, tres veces por día, toda  mi vida. El pensamiento corto mío, busca la comida de ahora, el pensamiento espiritual, busca satisfacer la forma de comer todos  los días, ese es el pensamiento más alto. Espiritualmente nuestro mayor beneficio es no sufrir más, nosotros vamos a sufrir cada vez que encarnemos, porque encarnar ser humano, significa alegría, sufrimiento, alegría, sufrimiento, sufrimiento, sufrimiento, alegría, entonces la manera de ser perfectamente felices es no encarnar más, despertarnos, si nosotros somos Dios y hoy estamos creyéndonos humanos, la solución sería recuperar la memoria, este es el objetivo más alto. El otro objetivo, los karmas que atan, llamados karmas materiales, lokika karma, loka por plano material, o vishaya karma, karma que ata, porque nos atan a la rueda de nacimiento y muerte, son karmas en donde tratamos de satisfacer deseos materiales y buscamos felicidad material, como esa acción es una trampa, nos está atando a la rueda de nacimientos y muertes. Por otro lado está el karma que libera, se llama vaigita karma, de veda, preyo karma, el karma que da la verdadera felicidad, que libera. Son todos los karmas, todas las acciones encaminadas a la elevación espiritual. Los karmas que atan, intensifican y desarrollan el concepto del yo y lo mío. El karma que libera intensifica la conciencia del tu, primero nosotros, y después Tu, Señor, solo Tu Madre Divina. Entonces, karmas que atan, karmas que liberan.

 

¿Que es el pecado? Pecado es toda acción que aleja nuestra conciencia de la conciencia de Dios. Si a lo que se ata es al mal karma, es porque estamos alejando nuestra conciencia de Dios. Todas las acciones que nos atan son pecaminosas, porque alejan nuestra conciencia de Dios. Cuando quieran evaluar si una acción es pecaminosa o no, tienen simplemente que pensar: ¿esta acción va a alejar mi conciencia de Dios o la va a acercar? Toda acción que acerque mi conciencia a Dios es una acción meritoria, toda acción que postergue mi conciencia o la conciencia de mi prójimo en su avance a Dios, es un pecado.

 

Nosotros somos Dios, pero Dios un día quiso sentirse a sí mismo,  porque estaba solo, entonces, como no había ningún otro, puso un espejo para verse, el hizo como si se separara, como si apareciera El uno como muchos, y ver como esos muchos, Él desde la inconciencia y el olvido total, se reencontraban consigo mismo y se veían. Esa experiencia de reencontrarse, decían: Que lindo que soy! En cada reencuentro. Lo que hizo Él, fue hacer que una parte de sí se olvidara quien era él y empezara a vivir como si, fuera una piedra, un mineral, un vegetal, un animal, un humano, un ángel, hasta que de repente, se recuperaba la memoria, se iba la amnesia y decía ¡soy yo! Y en ese momento el Señor se veía a Sí mismo. Y jugó de esta manera, se llama la Lila de Dios. Nosotros cuando estamos en la Conciencia de nuestra realidad  no generábamos ningún karma porque Dios es Perfección Absoluta, no hay nada que perturbe su paz porque Él es Él.

Entonces todo empezó cuando despertamos como piedra. Nosotros creemos que la piedra no tiene conciencia pero sí, tiene conciencia. A Swami un día yo le pregunté y me dijo que sí, que tienen conciencia, que nosotros no lo podamos comprender no quiere decir que no la tenga. Así como tiene vida, como tiene átomos, electrones en movimiento, tiene una forma de conciencia incomprensible para nosotros pero la tiene, por eso traten con cariño a todas las piedras, traten con cariño a todo lo que existe porque todo es Dios, y tratándolo con cariño ese objeto aparentemente inanimado es el secreto de todos los altares.  Uno le proyecta amor al altar, uno reconoce en el objeto del altar una forma de Dios, y a esa forma, esa energía que le enviamos es aceptada por esa forma de vida que sabe como madera de sándalo allí. Y se llena de esa vibración, por eso estos objetos se transforman en sankus, en la India lo llaman en sánscrito sankus, objetos de poder espiritual, tienen luz, tienen aura, tienen energía, que cuando uno se conecta con esa energía que tienen, salen como rayos y lo envuelven a uno y derraman gracia de Dios a través de esta energía. Por eso miren con atención las fotos que están acá, todos los objetos del altar, porque todos tienen energía, todos tiene aura, y eso que decía Shirdi Sai Baba "Tu me miras a mi yo te miro a ti", la energía está aquí, la tenemos que mirar, convocar, esa energía nos envuelve y nos purifica. Si gente que viene acá no mira, no se concentra en esa energía, no la recibe, pero la energía está.

Entonces empezamos como piedras a hacer macanas, seguimos como vegetales, después como animales, después caímos como humanos, como humanos pero animales, porque cuanto más conciencia, cuando uno actúa mal con conciencia el castigo el doble.

 

¿Que le pasa a los aspirantes espirituales? ¿Que le pasa a la gente cuando va a ver a Sai Baba? Olvídense de Sai Baba como avatar, piensen en Sai Baba como Maestro Verdadero Espiritual.

¿Que hace el Maestro Espiritual? El Maestro Espiritual es una energía de amor que está encarnada para ayudarnos a despertar y a avanzar en nuestra conciencia. Lo que hace es remover nuestro sueño. Cuando quieren despertarnos lo primero que tienen que hacer es sacudirnos, estamos dormidos. Entonces viene y nos sacude. Uno va a ver a Sai Baba, vuelve de un viaje de la India y una revolución tras otra, aparecen enfermedades, erupciones, caos, en todos los niveles de la vida, y uno dice: "fui y en vez de estar bien, estoy peor que antes", es terapia disfrazada, es pura Gracia. Sai Baba dice: "Ustedes son como vasos de agua, con mucha suciedad en el fondo. Viven creyendo que están limpios, pero el fondo del vaso está tremendamente sucio, vengan a mi", uno se acerca a Él y empieza a remover el fondo del vaso, y empieza a salir esa suciedad para arriba, y uno la ve y dice: "Mi Dios! Que tengo yo?"

En mi primer viaje a India fui a Arunachala, me acuerdo un momento exacto que me quería cortar la cabeza por los pensamientos que me surgían, claro, Arunachala tiene tanta energía y yo caminaba alrededor y era una revolución tremenda, porque toda la suciedad del fondo del vaso salía. Eso es aceleración karmica, la  suciedad que ibas a limpiarla en 20 vidas, a través de 20 toneladas de sufrimiento, el Señor vino y la revolvió. Pasan 2 meses, un año de tremendos caos, purificación, purificación, purificación. La persona tiene cada vez más conciencia.

 

Una persona que no está en un camino espiritual actúa mal, su acción incorrecta va a tener una consecuencia, si o si, en algún momento de esa vida, o en la vida próxima. Un Devoto de Dios actúa mal y lo más probable es que en los próximos 5 minutos tenga la consecuencia, la consecuencia viene mucho más rápido, eso es Gracia de Dios, viene, pero atenuada a lo que hubiéramos recibido, viene rápido, porque nosotros éramos conscientes, tenemos más conciencia que la persona que no sabe de la ley del Karma o que está hoy haciendo cosas incorrectas. De repente hay una persona que va a cazar, está en el mundo lo mundano, va a cazar animales. No tiene la menor conciencia de lo que significa, su karma no es tan negativo como si alguno de nosotros fuera a cazar. Para esa persona, ese karma no es tan negativo como lo sería para un aspirante espiritual. Cuando uno está en un camino espiritual, como tiene más conocimiento y conciencia, las consecuencias son más rápidas y más graves.

Una historia que cuenta Sai Baba: una vez estaban Krishna y Arjuna caminando, entonces llegaron a un lugar y los recibieron. En la India, el que llega a un lugar es como Dios que llega, es una costumbre en la India, el huésped es Dios. Pero en ésta casa, los trataron súper mal, no les dieron ni agua, ni comida, ni una buena recepción. Krishna se va, los mira y les dice: los bendigo para que tengan muchísimas riquezas y todo el bienestar. Y se van. Llegan a otra casa muy pobre, gente muy, muy pobre, que le dan la poca comida que tenían, se desviven por atenderlos. Cuando se van Krishna los mira y les dice: los bendigo para que pierdan todo lo que tienen.

Entonces Arjuna quedó muy sorprendido y le dijo: "¿como es esto? ¿Porqué tienes un corazón tan duro?"

"A los que nos trataron mal les diste tu bendición para que tengan toda la riqueza, y ellos que no tenían nada, y  nos dieron todo lo que tenían, lo poco que tenían, tu los bendices para que pierdan todo". Krishna lo mira y le dice: "Yo quiero su bien más alto, quiero que ya se realicen en esta vida".

Todo hay que mirarlo desde la óptica de Dios, no desde la óptica mundana.

 

Toda acción tiene que tener ineludiblemente una reacción. Les cuento cuanto van a vivir ustedes. Van a vivir exactamente, número de años, días y vidas necesarias, para que paguen todo el karma que generaron desde que aparecieron como piedras.

Si nosotros tenemos que vivir una encarnación tras otra hasta pagar todo el karma que hicimos, todos los pensamientos, las acciones, caminamos, matamos una hormiga, respiramos, y nos respiramos un montón de microbios que había en el aire y los matamos. Los jainistas viven con un barbijo para no matar, el jainismo es la religión más alta de la no violencia y ellos usan barbijo para no matar ningún microbio que entre en sus fosas nasales.

¿Como es  posible? ¿Como se puede pagar esto? Todo lo que hicimos en cientos y cientos de vidas humanas y las anteriores como animales, como plantas. Supongamos que yo tengo un millón quinientos mil karmas, como los puedo tener, para colmo sigo haciendo karma cada día, cada día sigo respirando, pensando, actuando, es de nunca acabar, cual es la solución a este problema? La solución de este problema es muy fácil decirla y muy difícil aplicarla. Primero vamos a hablar de tres tipos de Karma:

Todo lo que hicimos desde que aparecimos como piedra hasta el día de hoy. Eso se llama sanchita karma, el karma del pasado. Les voy a dar una analogía que se usa en el camino espiritual. Imagínense un depósito de paja, cada pajita en un depósito que es grande como toda esta manzana, y hay parvas de paja. Cada pajita que hay en este depósito es un karma que hicimos. Toda una manzana de fardos y fardos y fardos, todas nuestras vidas pasadas hasta el día de hoy.

También está el ejemplo de un carcaj de flechas, todas las flechas que venimos nosotros cargando en nuestra espalda y de repente nos toca nacer y ¿que karma vamos a tener en esta vida? De todo este carcaj de flechas, se saca una flecha para esta vida. De todo ese depósito de heno, de paja, se saca un pedazo para esta vida. Dice el Señor, los 4 Señores del karma: "esa alma va a encarnar en Argentina, con tal sexo, en tal año, en tales condiciones, con tal familia, se va a reunir con tal persona y tal otra".

¿Que está determinado? Está todo determinado, saca y dice, a ver, va a ser en Argentina, en tal año, va a ser hombre o mujer,  de tales padres, va a tener tal hermano, hermana, te vas a casar tal día, vas a tener tales hijos y vas a morir en tal fecha. Entonces de todas las flechas, se saca una flecha, ese karma, se llama prarabdha karma. Y se dice en el camino espiritual, yo tengo flechas acá atrás y agarro una de esas flechas y la disparo, es la flecha de disparada, una flecha que ya fue lanzada en esta vida, e ineludiblemente va a llegar al blanco.

Y después está el tercer karma, el karma que generamos en esta vida, llamado karma futuro agama karma. Lo que yo hago ahora, si yo ahora me porto bien, genero buen karma para el futuro, para esta vida o para alguna otra. Si me porto mal voy a generar karma para el futuro y no hay escapatoria.

Entonces tres karmas: pasado, presente y futuro.

Está por un lado la gran clasificación de Karma: Vijaya y Preyo, el que ata y el que libera. Y después tres karmas, el de todas las vidas pasadas, el de esta vida y el karma futuro, el que genero en esta vida para el futuro. Lo generamos hoy ahora, con lo que hago ahora, puede ser positivo o negativo. Puede atar o liberar, lo podes pagar en esta vida o en otra vida, que lo vamos a pagar, lo vamos a pagar, no hay salida. El aspirante espiritual lo paga más rápido que otro, se paga ineludiblemente.

El avatar no tiene karma, y lo más importante no genera karma.

Los grandes sabios de India que se dedicaban a los espiritual, decían todo está determinado por Dios.

 

¿Existe karma futuro determinado por el hombre? Si yo en esta vida vengo determinado, lo que voy a hacer me lo determinó Dios. ¿No estaba determinado lo que iba a hacer? ¿Hay libre albedrío?

La respuesta correcta es: hay pero no hay.

Si la liberación es calmar todas las ondas, la liberación es no generar más ondas, porque nos vamos a liberar cuando no tenemos más deudas, cuando no quede una sola deuda pendiente, vamos tener que nacer todas las veces que haga falta, hasta que paguemos todo el mal que hicimos y cosechemos todo el bien que hicimos. Nos ata el mal y nos ata el bien, todo nos ata para nacer. Si yo a ustedes les hago el bien voy a tener que nacer, para recibirlo. Si hoy algo les sirve de lo que digo, me están condenando a renacer, para recibir el bien. Pero ¿como puedo hacer para tratar de ayudarlos, sin encadenarme?

Toda la creación es primero uno, Dios, y después tres. Uno, tres, siete, nueve, son esquemas de Dios. Uno es Dios, uno es el objetivo que no quiero tener más deudas, solamente voy a estar en paz, solamente voy a ser feliz, cuando esté en paz, solamente voy a estar en paz, cuando mi lago esté totalmente quieto, cuando no haya más deudas, ni  dolores que me aquejen, ni felicidad que me exalte, Paz.

Samadhi: Sama es igual y dhi es intelecto, buddhi. Mi intelecto está siempre igual;, no hay una onda en la conciencia superior. Samadhi es el estado de quietud, paz absoluta, bienaventuranza, ninguna perturbación.

Primer problema, todas las cosas malas que hice, las quiero cancelar, ¿como las cancelo? Haciendo cosas buenas. Todo el camino espiritual habla de Karma, Bhakti y jñana. El camino de la acción, el camino de la devoción y el camino del conocimiento. Todos nosotros vamos a pasar por estas tres etapas. En esta vida hay gente que está más inclinada a la acción, viene al centro, hace servicio, hay otra que está más inclinada para venir a cantar y hay otra que está más inclinada a los círculos de estudio, a leer intelectualmente, meditar. Son tres caminos. Están más o menos mezclados en todos nosotros, pero toda la evolución espiritual pasa por Acción, Devoción y conocimiento y es en este orden, tarde o temprano todos vamos a llegar al conocimiento supremo como última etapa y ahí nos liberamos.

La primera etapa: Acción.

Hice macanas y macanas. Encarno, vivo y digo: -"Señor, quiero dos cosas, quiero pagar mis errores de vidas pasadas,  y quiero, en esta vida no hacer más daño a nadie. Entonces yo voy a lograr actuar bien".

 

Dice Sai Baba que hay cuatro clases de seres humanos considerado desde la perspectiva del karma.

Está el athita karma, el ser liberado en vida, una persona que está totalmente realizada en Dios, es un liberado, un Jivanmukta, un liberado en vida, un ser realizado que vive, no  genera karma, como la mujer que les comenté antes. Está fundida en la conciencia de Dios, y todo lo que hace es la voluntad de Dios. No piensa en hacer una cosa u otra, actúa espontáneamente y todas sus acciones son en beneficio de la humanidad. Los verdaderos liberados en vida no son gente conocida, viven en el anonimato, no tiene ego, actúan en el mundo, hay muchos en el mundo actuando en forma totalmente anónima haciendo bien al mundo. Están en cuevas en los Himalayas, meditando, en algún Ashram, o haciendo servicio en la sociedad en forma totalmente anónima y su ejemplo y su vida son una radiación o una irradiación de luz, o una acción, que es un ejemplo para los demás. No generan Karma, están fundidos en Dios.

La Segunda clase de personas, son las que buscan la liberación, se llaman (mumoksha), son personas que actúan de tal manera que sus acciones sean buenas, sin esperar resultado.

No esperan resultado de sus acciones. Esperan un resultado, pero espiritual, la liberación. Es el karma que libera, lo que quieren es liberarse y no quieren fruto de sus acciones, es la clave del segundo estado, que no espera resultado de sus acciones. La segunda clase también se llama Nishkama Karma.

La tercera clase espera el fruto, actúa bien para tener un buen resultado, quiere ir al cielo, no quiere sufrir, entonces todo lo que hace, lo hace con una expectativa de resultados buenos. Son personas inteligentes que no quieren sufrir y dicen: yo voy a actuar bien para que me vaya bien.

La cuarta clase, que se llama (vraksa karma), son personas que no tiene ningún control, ninguna restricción, no les importa nada de nada y viven como se les canta, para tener placeres sensoriales. Cuanto más placeres sensoriales, mejor, y más, y más felicidad mundana. No tienen restricciones, no tienen control de sus sentidos. La mayoría de la humanidad.

 

Entonces ¿como salimos del laberinto? Primer paso, actuamos bien para cancelar karma negativo, y generar karma positivo. Segundo paso, yo no quiero generar más karma. ¿Como se puede vivir sin generar karma? Hay dos maneras: la primera es no considerarse el hacedor de la acción, yo actúo pero no me considero el hacedor. Digo: "-Señor, no yo sino tu. Que seas tu el que habla, el que piensa, el  que actúa". Todos los días de mi vida tengo que decir al levantarme: "que seas tú quien hable, piense, actúe, a través de tu instrumento". Sentirse un instrumento en las manos de Dios, yo no, Él.

Por ejemplo, si yo no me considero el hacedor de algo, no voy a reclamar los frutos porque no fui yo el que lo hizo, no me pertenece. Entonces la segunda forma de no generar más karma es dedicarle a Dios las acciones. De esto trata todo el Bhagavad Gita, de no sentirse el hacedor, y de la dedicación.

 

¿Que es dedicarle a Dios? Dedicarle a Dios es un concepto muy especial. Si ustedes van a ofrecerle algo a Dios, primero se lo dan de todo corazón y después el corazón se lo pide de vuelta. Si yo hago un regalo, yo vengo y les regalo a ustedes plata, después no les puedo decir denme los intereses de esa plata, devuelvanmela. Si se las regalé, se las regalé, se terminó la historia.

Después yo voy a ofrecerle a Dios algo agradable para Dios, aquello de lo que considere que a Dios más le va a gustar. Yo no puedo decirle Señor, voy a robar un banco, te ofrezco y te dedico este robo, que el karma no me ate, porque yo te lo ofrecí a ti. Esto Dios no lo acepta. La ofrenda a Dios es aquello que Dios va a aceptar porque le va a agradar, lo que dice Sai Baba de la Devoción:

El Devoto no es aquella persona que ama a Dios, sino que es aquella persona que merece el amor de Dios. Entonces si yo le voy a ofrecer algo a Dios tengo que ofrecerle aquello que sea lo más lindo que me salga, se lo ofrezco y se lo entrego y le digo: Señor esto es tuyo. Si yo me levanto todos los días y digo: Señor, que cada palabra, pensamiento y acción te la dedico a ti, te las ofrezco a ti, que seas tu el que hable, piense y actúe a través de este cuerpo.

 

La plegaria de Sai Baba de la mañana: "Señor, acabo de nacer de la matriz del sueño, estoy decidido a cumplir las tareas de este día  como una ofrenda para ti, haz tu que mis palabras, pensamientos y acciones (yo no soy el hacedor, tu eres el hacedor) sean sagradas y puras, guíame en este día (guíame a mi, guíame tu), dirígeme"

Y a la noche: "Señor, las tareas que te encomendé y te entregué este día se han terminado (yo soy consciente de las tareas que te entregué este día).Tu me hiciste caminar, hablar, pensar y actuar, recíbeme, estoy regresando a ti."

 

Esa conciencia de la mañana tiene que durar todo el día, y a la noche recordarla, entonces uno, si actúa con impecabilidad, de esta manera no genera karma. La primera acción es karma, la segunda es bhakti, porque con devoción le dedico todo a Dios.

Yo, para dedicarle todo a Dios, tengo que tener la conciencia de la omnipresencia de Dios. La clave para esto es recordar que Dios es Omnipresente, Dios está todo el tiempo al lado nuestro.

Como aspirantes espirituales, el ejercicio es clave para vivir bien, es pensar que Dios está a nuestro lado todo el tiempo, está aquí al lado, mirándome, que es omniconsciente y omnipresente, sabe todo lo que hago y mira todo lo que hago, y yo actúo en su presencia. Entonces digo: "Señor, ya que estás al lado mío, dirígeme vos".

En ésta acción, yo tengo que recordar la omnipresencia de Dios, un ejercicio muy, muy importante, es estar todo el día imaginando que Dios está presente delante mío. Como está delante mío: "Ya que estás acá, Señor, hace vos, yo me quedo tranquilo, soy un instrumento, vos dirigí mi mano como si yo fuera una marioneta", y siento que Él, esa energía, es la que actúa a través mío, y yo me entrego a su dirección. Entonces de ésta manera, yo no genero karma, porque si yo le dedico a Él todo lo que hago, viene acá aquella persona y le digo: "Señores, lo lamento mucho, fue Él el que lo hizo, y yo se lo dediqué a Él, así que no es mío eso". Entonces aquel que va a anotar, los Señores del Karma dicen: "No, no se lo anoten a Leonardo, anótenselo a Sai Baba"

Y no genero más karma, pero, ¿que hago con el depósito de karma que tenía del pasado? Tenía un granero de paja de 115 encarnaciones humanas, y no sé cuántas como animales, ¿que hago con todo eso? Ahí viene la tercera etapa, del conocimiento.

 

¿Cual es el símbolo del conocimiento? El símbolo del conocimiento es el fuego sagrado. El fuego, en toda la literatura espiritual es el símbolo de: "se despertó el fuego sagrado, se iluminó el conocimiento" La condición del fuego es Luz y calor. El fuego sagrado es la representación del conocimiento, entonces, yo despierto el fuego sagrado, prendo un fósforo, y lo tiro al pajar. Enseguida se quema todo, no queda ningún karma pendiente. Entonces la solución definitiva para este problema llega porque es una consecuencia, primero actúo bien, después le dedico todo a Dios con amor y por último como consecuencia se va despertando el conocimiento, la sabiduría en mi y de repente se enciende el fósforo y se quema todo. Pero acá vienen dos temas: la relación con el Maestro y la Gracia de Dios. Nosotros podemos tener el mejor fósforo, pero hay que encenderlo. El fósforo se enciende solo con la Gracia de Dios. Sin la Gracia de Dios no hay liberación, no existe liberación.

 

¿Como ganar la Gracia de Dios? La voluntad es clave. Primero, ¿que hace el maestro espiritual? Nosotros tenemos Karma, entramos en un camino espiritual, y en ese camino espiritual, vivimos de tal manera que nos hacemos merecedores de la Gracia de Dios, entonces el karma se tiene que cumplir. La ley Universal era que la ola que se generó tiene que volver el lago a su paz. ¿Como se cumple? Ustedes vieron que a veces Sai Baba asume la enfermedad de un devoto. Una vez se rompió la cadera y sin embargo siguió como si nada, porque el devoto que tenía que romperse la cadera, no hubiera sobrevivido. Una vez a Sai Baba le dieron no se cuantos ataques de corazón con hemiplejia, los médicos dijeron que tenía segundos de vida, porque no podía sobrevivir con lo que le había pasado. Sai Baba había anunciado cuanto tiempo iba a estar así, que no se preocupen que después iba a recuperarse y los médicos que lo vieron dijeron que era físicamente imposible, y Sai Baba, cuando se cumplió el plazo que el dijo, volvió a su estado normal. ¿Que hizo? Asumió Karma. El karma se tiene que cumplir, pero cuando aparece la gracia de Dios, suceden dos fenómenos: uno es que la acción que se tenía que cumplir se atenúa por la gracia de Dios.

 

El ejemplo de la bala, el karma presente es como el disparo de una bala que salió, la bala salió y tiene que llegar al blanco si o si, entonces el karma que teníamos que vivir en esta vida nos va a pegar y nos va a pegar en esta vida. ¿Que hace la gracia de Dios? La Gracia de Dios nos pone el chaleco antibala, la bala nos pega, pero no nos mata. Sai Baba siempre da el ejemplo que nosotros tenemos en esta vida que tomar un remedio que nos va a hacer muy mal, muy mal, y va a dar tantas complicaciones que a lo mejor nos mata. Que hace la Gracia de Dios? El remedio lo tenemos que tomar, pero la Gracia de Dios va a hacer que el remedio que tomemos se venza, entonces no nos pase nada. Cuando uno está en un camino espiritual, le pasan cosas, pero lo que le pasa es una forma atenuada de lo que nos tenía que pasar. No es que uno deja de sufrir, yo recuerdo cuando empezó la Organización Sai, uno de los primeros devotos que había acá fue a india en un viaje y le agarró epilepsis  y depresión. Es un psiquiatra, le agarró una depresión tremenda que estuvo al borde de querer suicidarse, le agarró en india, se volvió y al poco tiempo de volver, se le pasó todo. Después, me comentó otra persona, que él en esta vida estaba destinado a suicidarse por esa depresión, estuvo en la India, Sai Baba se la activó se la hizo cruzar en forma muy atenuada a lo que hubiera sido y terminó ese karma. Una visión mundana hubiera dicho: "Fue a India y mirá lo que le pasó", y una visión que conoce más el pasado, presente y futuro, dice: "no, le salvó la vida, pasó el karma totalmente atenuado". Y así es la realidad del camino espiritual, que no solamente dice Sai Baba, sino todos los grandes maestros. El Maestro asume el karma del Devoto. Jesús, ese símbolo de Jesús asumiendo el karma de la humanidad, asume el karma de todos aquellos que se entregan a Jesús, no es que Jesús va a asumir el karma de aquel que está matando, del que está robando, que es impune, porque Jesús estuvo en la tierra, esa es una forma infantil de considerar la realidad. El espíritu de Jesús, el espíritu de la fuerza de la entidad espiritual que encarnó como ese maestro espiritual, como avatar, asume el karma de todos a aquellos que se entregan como discípulos a El y que hace una relación profunda la de discípulo- maestro. El maestro dice: Yo te acepto como discípulo, y en esa relación el maestro derrama su Gracia, atenúa el karma, lo modifica o lo asume Él. La flecha va a salir disparada, pero se atenúa, por eso un aspirante espiritual a lo mejor en una vida vive lo que le correspondería vivir en diez vidas siguientes, en forma más atenuada, Dios aprieta pero no ahorca, Dios jamás ahorca, puede apretar mucho, pero Él sabe cuando nos vamos a asfixiar y va a largar unos segundos antes. A lo mejor en ese sufrimiento de asfixia, pagamos un montón de karma que teníamos por pagar, a lo mejor en esta vida por largo tiempo, y si se va cumpliendo la ley.

 

Todas las disciplinas espirituales están con el objetivo de despertar nuestra conciencia. No quiere decir que uno entró en un camino espiritual y entró en la era del sufrimiento, todo lo contrario, entró en la solución del sufrimiento. Estoy aclarando esto para la fantasía que tiene mucha gente, que entró en el camino espiritual y ya no le tiene que pasar nada. No, va a pasar lo que le tenía que pasar, pero les puedo asegurar, totalmente atenuado.

Es muy difícil para nosotros evaluar, para un discípulo espiritual, un aspirante espiritual, lo que hubiera sido su vida con Baba o sin Baba, o con Jesús y sin Jesús, ¿como puede uno comparar? 

Pero les puedo asegurar, porque lo dicen todos los grandes maestros, que hay una enorme diferencia en lo que hubiera sido la vida de cada una de esas personas, porque está ahí la Gracia de Dios. La Gracia de Dios es esa energía que derrama Dios, que tiene el propósito de acelerar el despertar espiritual, que tiene el propósito de atenuar el Karma negativo, esta es la Gracia de Dios en la vida de los discípulos. Aceleran el despertar y modifica el karma negativo.

¿Como se gana la Gracia de Dios? La Gracia de Dios es la unión del polo positivo y del polo negativo, la Gracia de Dios es el polo positivo, la acción que recibió de ella es el polo negativo. Justamente en la práctica espiritual se llama en Sánscrito Sadhana. Sadhana significa esfuerzo espiritual. Ese esfuerzo es lo que Dios recompensa con su Gracia. Dios es omnisciente y a Él no se le puede engañar, por lo tanto en su omnisciencia el sabe si estamos realmente portándonos o no. Siempre doy el ejemplo del gimnasio. Yo voy al gimnasio y agarro una pesa, si agarro una pesa de dos kilos y yo tengo fuerza, esa pesa de dos kilos no me genera ningún esfuerzo a mí, y no voy a desarrollar ningún músculo. Para poder desarrollar músculo tengo que agarrar una pesa de 10 kilos y a la semana siguiente de 12 kilos, y al tiempo de 14. Yo no puedo decirle: -Señor, yo fui al gimnasio y agarré la pesa de 5 kilos, y ahí estuve, así que dame tu Gracia. Él va a decir: - no, tiene que ser esfuerzo. Esfuerzo es un poco más de fuerza de lo que no nos cuesta, algo que nos  cueste un poquito. No tengo que agarrar una de 30 kilos. Por ejemplo en la literatura espiritual significa que se mortifica, agarro un látigo y se pega: -Señor, yo pecador. Ese no es el camino espiritual, es el camino del ayuno mortificante, no es el camino. El camino es un esfuerzo de despertar conciencia de purificación, de lograr realmente, si yo quiero desarrollar un cuerpo físico voluminoso,  voy a hacer gimnasia con una periodicidad y cada vez aumentando el  peso, para que cada vez mi cuerpo vaya  creciendo. El cuerpo espiritual, de la misma manera crece en base al alimento de la disciplina espiritual. Si uno se levanta y dice: "OM SAI RAM, OM SAI RAM, OM SAI RAM, ya está, terminé mi disciplina espiritual hoy" si, la terminó, pero no logró nada. Si a lo mejor esa persona repite el OM SAI RAM,  108 veces con concentración y logró algo, esa persona no se tiene que conformar con decir: "repetí OM SAI RAM 108 veces con concentración y pensé en Dios, ya está". Esa persona,  el objetivo que tiene es despertarse y darse cuenta que es Dios. Cualquier cosa menos de eso, es conformarse con muy poco. Uno se puede conformar con lo que quiera, si quieren no hagan ninguna disciplina espiritual y de acá salimos y nos vamos a un boliche a bailar. Es una alternativa, pero si querés recuperar la conciencia, somos Dios, nos metieron una droga y nos durmieron y nos están diciendo cual es el antídoto para despertar. Yo me quiero despertar, no quiero quedarme más dormido. El objetivo es despertar y volver a saber quien soy. El que se quiera despertar acá debe continuar hasta que despierte, antes de despertarse, se dice: todavía falta, entonces la disciplina espiritual hay que continuarla e ir gradualmente aumentándola para que nos despierte. Cada uno va a cosechar lo que siembre. Si ustedes quieren despertarse en alguna vida les puedo asegurar, se van a querer despertar del todo, es inevitable. Todos los seres de este universo, gradualmente van a ir evolucionando y madurando hasta que en una vida se quieran  despertar y no acepten nada más que despertar. Nosotros podemos estar ya en esta vida, en este estado o todavía no, más adelante tener este deseo, o a lo mejor ese deseo tan intenso lo tenemos en la próxima. La disciplina espiritual debe ser realizada de tal manera que nos acerque cada día más a despertarnos, y debe continuar hasta que nos despertemos. Cualquier otra cosa es engañarnos. Si yo soy Dios y Dios es todo, ¿porqué me voy a conformar con ser un ser humano? Si yo digo: "estoy conforme  con ser humano" bueno, quedate ahí como ser humano. En alguna vida me voy a dar cuenta que un ser humano sufre mucho, que su felicidad es limitada y voy a querer más niveles de felicidad y más niveles de conciencia.

La clave: todo pasa por la fuerza de voluntad, aunque parezca mentira, todo en el camino espiritual es en relación directa a la fuerza de voluntad. Cuando empecé en el camino espiritual estaba en una organización de Raja Yoga, me dieron una práctica que tenía que meditar 90 días seguidos entonces un día meditaba, y al otro día no, y otro día tampoco, y después volvía a meditar y tenía que empezar a partir de ese día de nuevo. Me costó un año y pico estar en ese estado de poder llegar a meditar. Porque no llegué a meditar todo el tiempo? Porque mi fuerza de voluntad no era suficiente, no tenía conciencia para tener fuerza de voluntad o no había asimilado es fuerza de voluntad y me apareció la respuesta que tenía que meditar. Cualquier excusa era buena y siempre surgen motivos por los cuales no medito. La cuestión es: ¿como desarrollo la fuerza de voluntad? ¿Como se genera la fuerza de voluntad? Hay una acción que genera  fuerza de voluntad. Dos cosas les voy a decir, como se genera la fuerza de voluntad y como se genera el amor. Van a cerrar los ojos un segundo, van a pensar en algo que deben modificar en sus vidas, algo negativo que deben modificar y se lo van a entregar al Señor, le van a decir: "Señor, por lo menos durante una semana voy a vencer eso negativo, voy a vencer esa negatividad", hagan este compromiso interior y después les cuento la solución...

La respuesta es la siguiente, cada segundo que se repriman de esa acción negativa, aumenta la fuerza de voluntad, la fuerza de voluntad es una energía que se acumula con la no energía gastada en las acciones negativas. Una persona fuma, un aspirante espiritual fuma y sabe que fumar está mal, cada cigarrillo que no prenda, la energía que se iba a consumir en ese cigarrillo incrementa la fuerza de voluntad, entonces la no realización de acciones negativas incrementa el caudal de la fuerza de voluntad, Así como la persona que tenía que meditar todos los días, el día que hizo el esfuerzo de meditar y meditó, esa acción positiva incrementa el caudal de la fuerza de voluntad. Cada vez que ustedes hacen algo, porque dieron su palabra y la están cumpliendo día a día aunque les cueste, esa energía que iba a ser canalizada en esa acción, aumenta la fuerza de voluntad y así se va aumentando y aumentando.

 

¿Como se tiene amor? Sai Baba dice que el amor surge cuando uno sigue impecablemente tres acciones:

-La primera tiene que pensar en las faltas propias como insignificantes que sean como enormes, tiene que ser una lupa con la que uno se mira y no se perdona ninguna falta, la considera grave y dice: La voy a cambiar, porque esto no me lo puedo perdonar. No es permisivo con sus faltas.

-La segunda acción es considerar las faltas de los demás por enormes que sean como insignificantes. No mirar y no pensar en las faltas de los demás.

-Y el tercer requisito es recordar siempre la omnipresencia de Dios.

 

La persona que vive de esta manera, día a día va generando amor en su corazón y va aumentando el amor por Dios, con la bondad todo el tiempo. Entonces su corazón y su amor van creciendo, creciendo y creciendo. Esta es la fórmula que dice Sai Baba que en esta vida aumenta el amor en nuestros corazones.

Sin fuerza de voluntad no se puede entrar al reino de los cielos, el camino espiritual es mucho más difícil que ir al gimnasio a levantar pesas, es un camino de auto transformación, es un camino realmente de luchar contra vidas y vidas y vidas, contra tendencias acumuladas en muchísimas vidas. Se llaman ankaras y vasanas,  son esas tendencias que fueron creando nuestro inconsciente, nuestros genes kármicos, por decirlo de alguna manera, de vidas y  vidas que nos determinan a ser como somos, esas predisposiciones que tenemos, la predisposiciones de actuar de tal manera se modifican con fuerza de voluntad.

 

¿Que es fuerza de voluntad? Atrae y gana la fuerza de Dios. Sai Baba siempre da el ejemplo de un barco velero que está listo para salir y tiene que levantar la vela para que el viento le pegue y lo lleve para adelante. Levantar la vela es el esfuerzo de voluntad, es la acción que va a permitir que la Gracia de Dios que es el  viento, empuje nuestro barco hacia delante.

 

¿Existe o no existe el libre albedrío?

La respuesta correcta es: ¿Quien somos nosotros?

Libre albedrío es una palabra cercana a independencia. Independencia es depender de lo interno, el que depende de lo interno, lo interno es Dios, es independiente. El que depende de lo externo es un esclavo.

Swami siempre dice: la mente es como una llave: das vuelta hacia el mundo, la esclavitud, el caos, el sufrimiento; das vuelta hacia Dios y es la libertad y la felicidad.

¿Existe el libre albedrío o no?

"No se mueve una brizna de hierba sin mi voluntad".

Si Jesús no mentía, quiere decir que no se mueve una brizna de hierba sin la voluntad de Dios. El único ser que tiene libre albedrío es Dios, hace lo que se le canta. Dios es totalmente libre de escribir, borrar y volver a escribir.

 

(Anécdota de Michael Goldstein en el avión)

 

Swami le dijo que él tenía que morir en ese vuelo y que después le cambió el karma, Dios es el único libre.

Ahora, nosotros como somos Dios, somos libres, pero solamente cuando estamos con la conciencia completa de Dios, sin esa conciencia, no somos libres, estamos condicionados.

Estamos condicionados por la mente, por los padres, el ambiente en que nacimos, los condicionamientos psicológicos y mentales, genéticos, la historia del inconsciente colectivo de la humanidad, lo que traemos de karmas de vidas pasadas, y todos los condicionamientos que nos hacen hablar de una manera, reaccionar de otra. Quien habla de libertad? Donde está la libertad? Pero olvídense de todo lo que les dije, porque para los términos concretos en el plan de Dios, en la voluntad de Dios, tenemos que creer que si existe el libre albedrío y tenemos que actuar como si existiera. Y el plan de Dios es lo que dijo Jesús: "Ganarás el pan con el sudor de tu frente". Miren esta aparente contradicción: "No se mueve una brizna de hierba sin su voluntad" entonces uno puede decir: -bueno, me quedo acá sentado y el pan  me lo va a dar el Señor si es su voluntad, y si el no tiene voluntad de darme pan, no tendré pan. Pero Jesús después dijo: "Ganarás el pan con el sudor de tu frente", quiere decir, vas  a evolucionar con los esfuerzos que hagas consciente para transformarte y cambiar, para ir de lo que menos te conviene a lo que mas te conviene y te voy a dar discernimiento para que puedas discernir entre lo permanente, lo eterno y lo transitorio, y tu vida va a ser una permanente elección, vas a estar sometido a pruebas todo el tiempo, entre vishaya y preya, entre aquello que agrade a tus sentidos y aquello que agrade a tu alma. Permanentemente vas a estar sometido a estas elecciones y permanentemente vas a tener que hacerte tuyo los dos caminos y vas a tener que elegir el que me lleva a evolucionar o el que me da gratificación sensorial y mental, y esta elección es la elección del libre albedrío.

La realidad pasa por estos dos extremos: el saber que el libre albedrío en el plano humano no existe, solamente en el plano Divino existe, pero también que la ley de Dios y la estructura de la realidad que Dios generó es que tenemos que vivir como si existiera y usar nuestro discernimiento para elegir aquello que nos va a liberar. Esa elección tiene que ser diaria, no es una elección que vamos a hacer dentro de 20 años, cuando un día nos sentemos y hagamos la gran decisión de nuestra vida. Lo que va a decidir quienes vamos a ser en la vida siguiente y lo que nos va a pasar en la vida siguiente o en esta, van a ser esas decisiones diarias que tomamos segundo a segundo. Entre lo menos significativo y lo más significativo, en detalles insignificantes, como que clase de torta comer, hasta detalles muy grandes, que tienen que ver con nuestro trabajo, nuestra familia, nuestra elección de vida, y en cada uno de esos niveles está la elección y cada elección tiene que ser siempre aquello que nos libere, aquello que haga crecer nuestra conciencia. Porque nosotros hemos nacido muchas veces hemos tenido muchísimas vidas, hemos tenido muchísimos placeres sensoriales que hoy no nos sirven de nada, y lo que va a determinar nuestra felicidad y la de nuestros seres queridos es la elección hacia la libertad que hagamos nosotros.

El karma no es solo individual. Así como nacimos en una familia, las acciones positivas nuestras, influyen también a nuestros familiares, así como las negativas influyen en ellos, o sea que nosotros cuando atraemos con nuestras acciones la gracia de Dios, esa Gracia de Dios abarca a toda nuestra familia y la envuelve.

Nosotros estamos en la medida en que crecemos, trascendiendo el efecto de nuestras acciones a nuestra familia y se acerca a círculos cada vez mas amplias, a la ciudad al país, por eso los grandes seres, athita karma, seres liberados en vida, ayudan a tantos, tantos miles de seres humanos con su presencia. En la medida que avanzamos sin saberlo, estamos ayudando y siendo una fuente de luz para el planeta. Primero en la medida que tenemos menos conciencia, pero algo de conciencia tenemos y elegimos siempre lo que libera, la acción correcta para nuestro propio desarrollo, estamos ayudando en forma inmediata al circulo de nuestra familia, porque son aquellos beneficiados aunque no sepan de todas las acciones y todas las elecciones correctas que ustedes hagan.

 

¿Saben por qué un OM al final y no tres? Porque al principio como venimos del mundo, nuestra conciencia está totalmente dispersa en el mundo y consideramos que está el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, Materia, Energía, la Voluntad Divina. Pero después de hablar tenemos conciencia un poco más que todo es Dios, por eso saludamos con un solo OM.

Repetimos SHANTI tres veces porque en realidad Dios no necesita paz, está en paz todo el tiempo, la paz se la deseamos a aquellos que todavía no realizaron a Dios, que tienen que quedar en paz, entonces extendemos la paz a los tres planos de la manifestación para que abarque a todos los que todavía no están despiertos.

FUENTE: http://www.oocities.org/saicharlasgutter/ABC1.htm


No hay comentarios :

Publicar un comentario

Dynamic Glitter Text Generator at TextSpace.net

SHREE SAI SANKIRTAN MALA

Dynamic Glitter Text Generator at TextSpace.net